Hermann Bosquenbaüer

La polémica estrella nacionalsocialista inició su carrera en el Deportivo Ario allá por 1991 y luego pasó por las filas del Gestapo FC en 1993, club donde se destacó no solo en lo futbolístico sino también en crímenes de lesa humanidad (algo por lo que se lo sigue cuestionando hoy en día). En 1995 debió abandonar el club amenazado y perseguido, luego de que un empresario ruso comprara la entidad. Así desembarca ilegalmente en la Argentina a mitad de dicho año y firma para el Club Brisas de Haedo, donde también se destacaría en la temporada 97-98 con 34 goles en 798 partidos, 84 pases gol y 4398 patadas voladoras al Chino.

A fines de 1999 se ve obligado a abandonar el club tras escupirle a un rival de tez oscura y de bajos recursos. El episodio le costaría una demanda de $ 40, una pizza y un litro y medio de birra por parte de la familia del agredido. Además se tuvo que pagar el remis hasta su casa.

Este hecho perjudicó la imagen del notable jugador y no sería contratado por ningún club hasta que sus viejos compañeros del Club Brisas fundaron el Catastrófico FC en el 2003 y lo convocaron para el pre-seleccionado que luego disputaría la primera temporada oficial de la Liga.

A pesar de algunos altercados con compañeros (empaladas, jabonización, picana y puentecito chino) por suerte las cosas no pasaron a mayores y pudo seguir disputando con frecuencia los encuentros en la Liga y es así que al día de hoy es uno de los históricos del plantel.

Su juego se destaca esencialmente por una gran técnica, los pases y asistencias de gol, además de ser casi impasable en el mano a mano e infalible cuando las cosas se ponen calientes.

Compartir este artículo en:

1 Comentario

  1. Nigger
    Sábado 04/06/2011 a las 21:25

    esta es la fichu dificil. La mejor lejos.
    Chico jorge le pelea el puesto igual…

Dejá tu comentario (Facebook)

Dejá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *